Piti: Empecé a escuchar música y dejé de estudiar. Empecé a ser DJ al final del verano del 67, en el Pacha de Sitges. Hasta el año 71 fines de semana, verano y carnaval allí, y en 1973 llegué a Ibiza. Me ocupé de la construcción del club (para hablar por teléfono había que ir a la oficina de Telefónica al final avenida de España) y pinchaba media hora/una hora al día en hora punta, sobre 1.30, y así durante dos o tres años. El resto de la noche pinchaban DJS. Traje, entre otros, a César de Melero, Joan Ribas, Pippi, Alfredo… Todos los estilos, desde New Wave to Reggae han sonado en el club. Con José Padilla y Mundance llegaron los promotores británicos con los DJs nº 1 de la época. Finales de los 90 llegó Danny Whittle.
Era entonces el director musical de Pacha, y así hasta 2005. La disco compraba la música y el DJ era un empleado más. Primero tenía un tío que me traía discos. Luego comencé a irme a Paris, Londres, Perpiñán y hasta Chicago a comprar discos. El DJ en sus comienzos en España tenía mucho de contrabandista. Una vez vino la poli y se los llevó, y me vino hasta bien, porque todos los amigos modernos de Barcelona me trajeron su música y pasé del soul al rock. Ganamos el juicio.

Flower Power: Empezamos con Flower Power en 1981. La antesala fue Remember Music. Inicialmente una vez al año. Los DJs han sido Piti, Pippi, Joan Ribas y Víctor Nebot. Siempre fueron 60. La palabra Flower Power quiere decir 60. A partir de las cinco suena 70 y algo 80. La FP surgió porque a partir de ese momento la música de los 60 comenzaba a ser una cosa retro y podía tener su gracia. Inicialmente una vez al año, siempre bien y cada vez mejor. Ibiza ayuda a que el FP existiera porque estaban los hippies y Pacha tenía un público que no era joven. Contaba con la aceptación de ese tipo de música.

Flower Power es Pacha y es Ibiza también. Primero por el local, es perfecto por su tamaño, el sonido, todo está muy trabajado para que funcione bien. Una vez hicimos una fiesta en Blue Marlin para un cliente muy importante y fue muy bonito. Ahora estamos con Destino.
Me molestan los piratas, no ya que la copien sino que utilicen la palabra Flower Power. El éxito de la FP es una fiesta que llama a otro público y es otra música. ¡Es una fiesta diferente! Lo malo es que los ayuntamientos la hayan vulgarizado. Por eso yo nunca he bajado de lo que significa Flower Power, siempre 60, una tendencia más bien hippy, en Europa vinculada además al pop. «Yo pincho para las chicas, por eso pincho pop».
La FP desde el principio tuvo su decoración. La bola, los tules y los símbolos. Los detalles se iban mejorando año tras año. El primer logo lo hizo Romero, en 1981.
El Flower ha pasado por jueves, viernes, sábados y domingos. La mejor época era los domingos, hasta que llegó Luciano y se quedó la noche. La frecuencia semanal de la fiesta vino dada por la necesidad de tener una secuencia. Los días que no había FP se organizaba otra fiesta, pero se rompía la secuencia y la gente no se aclaraba. Celebrar la FP semanalmente me da respeto, me lo tomo con una cierta tensión: es un reto llenar la fiesta cada semana.
«He disfrutado teniendo a Mick Jagger y poniéndole su canción».
Música: La isla ha perdido el feeling. He venido a Pacha todos los días, verano tras verano, hasta hace cuatro años que he dejado de venir porque no me interesa la música que se pincha. Le falta sorpresa. No hay contraste. La música antes era una composición, una melodía, tenía contraste. Ahora no hay paciencia, no hay tiempo para oír. No te puedes sentar. Ahora en la disco hay que estar en constante movimiento.
Tampoco me gusta esa cosa de la música de día. A mí de día me gusta escuchar la música de las olas del mar. Y menos el chill out de hoy en día. El budú de la noche entra a partir que se hace oscuro. Por eso, ¡si quieres ver de qué va FP, ven y míralo!
Grupos: Todos esos famosos, conocidos, de Beatles a Rolling, estos son los dos reyes. Cada disco que hacían era una bomba. Y luego vienen todos los demás: Doors, Jimmi Hendrix, Ray Charles y así interminables nombres. Kings, James Brown; siempre digo que Sex Machine, como antes pudo ser El Danubio Azul, es el disco más intemporal que existe.
El FP es saber a los cinco segundos de estar sondando qué canción es. Esa es la dificultad de FP. La música de hoy son elefantes a cámara lenta.
Ibiza: Sí, sí, sí, Ibiza me gusta. Es un lugar que no tiene comparativo alguno. Todo el mundo ha perdido. No es igual el Paris de hoy que el de hace 30 años. Pero Ibiza es un lugar único en el mundo porque tiene una cosa, la mezcla, que es único de aquí; esperemos que no se pierda con los millonarios. La clave del éxito de un lugar es la medida justa de mezcla.
Entrevistas: Siempre las mismas preguntas, normal, por que qué me van a preguntar? Te puedes poner medallas o quitártelas. Puede que sea divertido, según qué.
Los ingleses son los mejores como público, como animadores, sin causar ningún problema.
Los primeros tres años no hacíamos fiestas en Pacha. La primera fue la Fiesta de Blanco. Hemos hecho miles de fiestas. Hemos traídos grupos los domingos por la tarde en el 85.
Antes todo el mundo actuaba. Todos eran especiales. No hacíamos fotos. En los 80 el KU empezó a hacer fotos y comenzó la pantomima.